jueves, 11 de julio de 2013

Para nacer

padecer hasta la ingenuidad
ya no quiero vivir padeciendo
quiero padeciendo vivir
nacer de la tormenta
florecer de las piedras
amanecer con la luna
sentirme inmensa
convertirme en lo único que me diferencia de todo lo demás
convertirme en lo único inatrapable por las palabras
en esa dimensión inetable que me convierte inexorablemente en mi misma.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario